Fuente Alhama

En el extremo oriental de Sierra Alcaide se localiza uno de los manantiales más importantes del Sur de Córdoba, Fuente Alhama, que drena los materiales carbonatados de la masa de agua Cabra-Gaena

fuente alhama
Un hombre se sube a uno de los Vestigios de la guerra civil en Fuente Alhama

             En el extremo oriental de Sierra Alcaide se localiza uno de los manantiales más importantes del Sur de Córdoba, Fuente Alhama, que drena los materiales carbonatados de la masa de agua Cabra-Gaena y abastece a un gran número de habitantes, repartidos por varios municipios, entre ellos Priego de Córdoba, Luque, Doña Mencía y Zuheros. Situada a 475 metros de altitud, la localización de esta surgencia coincide con el contacto entre los materiales carbonatados jurásicos de la sierra y las arcillas triásicas que conforman el sustrato impermeable. Este manantial puede llegar a dar desde 60 litros/segundo a unos 300 litros/segundo, y el caudal normal para un año medio es de 3-4 Hm3 /año.

Pero Fuente Alhama se ha constituido también en un nudo de comunicaciones en su condición de límite del saliente en el que se prolonga Sierra Alcaide, y por extensión todo el Macizo de Cabra Zuheros. Aquí confluyen varias vías de comunicación. Podemos llegar a Fuente Alhama por la carretera CO-8209 si venimos desde Luque (que queda a nueve kilómetros) o desde Priego (a unos diez kilómetros); por la carretera CO-7202, si accedemos directamente desde la carretera N-432; por la carretera CO-7204 si venimos desde El Cañuelo (a cuatro kilómetros); o bien por la CO-8211 si llegamos desde Zagrilla (cinco kilómetros) o Esparragal (dos kilómetros). Esta última carretera se asienta sobre una vía pecuaria, la colada de Zagrilla a Esparragal y Fuente Alhama, de seis metros de ancho legal y cinco kilómetros de recorrido. Se ha habilitado un sendero peatonal paralelo a la carretera, entre las aldeas de Zagrilla Alta y Esparragal, que discurre por el límite del parque natural de las Sierras Subbéticas.

Esta condición de estratégica encrucijada de caminos ha propiciado la aparición de varias viviendas alrededor de Fuente Alhama, hasta constituir uno de los diseminados de Priego de Córdoba. Y entre ellas destaca Casa Custodio, genuina casa de comidas rural, donde sirven un abundante menú en un ambiente familiar a base de migas, patatas a lo pobre, lomo de orza, chorizo y morcilla.

Aunque el manantial se sitúa en territorio prieguense, está muy cerca del límite con el término municipal de Luque, por eso, Ramírez y las Casas-Deza habla de Fuente Alhama tanto al referirse a Priego («Finalmente nombramos la fuente de Alhama cuyo nacimiento es el más abundante de todos y está a legua y media de Priego») como al hablar de Luque («La de Alhama que es muy abundante y fertiliza las tierras de Priego»). En los documentos históricos aparece con el nombre de Aljama o Arjama. Esta voz procede del árabe, con el artículo al- y el vocablo árabe hammam (baño, baños públicos), y es un topónimo que designa a diversos pueblos o poblaciones españolas (como Alhama de Murcia, Alhama de Aragón, Alhama de Almería o Alhama de Granada).

El manantial está situado a la altura del kilómetro 9,2 de la carretera CO-8209, de Priego a Luque. En la actualidad, se encuentra captado y protegido para abastecimiento, pero, al lado de la carretera, se ha habilitado una pequeña área recreativa, que incluye un pilar lavadero que se provee del sobrante del manantial y que en años de lluvias abundantes se haya totalmente desbordado, incrementando el caudal del cercano arroyo Morellana, que en un kilómetro entregará sus aguas, a su vez, al arroyo Salado.

Antiguamente, las aguas de este manantial eran utilizadas por algunos molinos hidráulicos, como el del marqués de Valdecañas, cuyas ruinas se sitúan al borde de la carretera CO-8209, a unos 600 metros de Fuente Alhama en dirección a Priego. El área recreativa está delimitada con barandillas de madera y una mesa y bancos del mismo material, a la sombra de unos enormes álamos, que invitan a sentarse a contemplar el paisaje. Un cartel colocado por el Ayuntamiento de Priego nos informa, en inglés y español, sobre la altitud y coordenadas geográficas del manantial, y nos da algunos consejos para mantener en buenas condiciones este enclave rehabilitado en el año 2009.

Restos de la guerra

La situación estratégica de Fuente Alhama, a los pies del espolón montañoso oriental de Sierra Alcaide, que se introduce como una cuña entre los terrenos arcillosos situados a menor cota y repletos de olivos, no pasó desapercibida en distintas situaciones de la historia. Y queda de manifiesto en la torre vigía situada en lo alto de la sierra, a 650 metros de altitud, de la que hablaremos en el próximo capítulo, y los restos de trincheras de la guerra civil dispuestas más abajo, que, aunque ya en el término de Luque se sitúan a pocos metros del límite con el de Priego de Córdoba.

Ya hemos comentado en otras ocasiones que en las Subbéticas Cordobesas quedó establecida una línea de frente que separaba el Jaén republicano de la Córdoba sublevada. La posición franquista en Fuente Alhama se encuentra semiderruida, sus trincheras aparecen y desaparecen colmatadas a lo largo de su pequeño recorrido, junto a restos de diferentes construcciones, como una casamata observatorio y un nido de ametralladoras. El observatorio contaba con un pasillo parapetado y una parte más ancha para abrigo de la tropa.

Se puede acceder desde la carretera CO-8211, a unos 200 metros de su conexión con la CO-8209, en una anchura de la misma contigua a una cantera abandonada. Un camino asciende a una cantera situada en una cota superior que suele estar ocupada por colmenas de abejas, y desde aquí hay que buscar un sendero que sube a una prominencia situada en el extremo oriental de la sierra, donde ya empezaremos a descubrir los mencionados restos entre un espeso matorral de chaparros, acebuches, esparragueras, jaras blancasaulagas y retamas.

José Aumente Rubio

Suscribete a nuestra Newsletter

Rutas y Ríos

Logo Egatrekking
Logo Egatrekking

Por José A. Espejo

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter

Magazine Senderista

Quieres ser el primero en recibir buenos post

¡suscribete!

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar tu navegación, adaptarse a tus preferencias y realizar labores analíticas. Al continuar navegando aceptas nuestra política de cookies.