Sierra del Camorro, Cuevas de San Marcos, Málaga

13 de noviembre de 2016

Grata sorpresa la que nos encontramos este domingo, en nuestra visita a la Sierra del Camorro en Cuevas de San Marcos, Málaga. Una excursión en la que es posible realizar todo tipo de actividades al aire libre, a través de un hermoso pinar para visitar la Cueva de Belda con su pronunciada escalinata y donde es posible acceder a una profundidad de aprox. 100 mts para después de pasar una enorme sala y a traves de una gatera, accedimos a otra sala plagada de murciélagos y guano y algunos carámbanos, siguiendo a través de una diaclasa hasta una sala ya inundada que puso punto final a nuestra aventura espeleológica.

Salimos y continuamos el sendero dirección Medina Belda y el mirador del Camorro, antes encontramos el sendero que sube a otras de las actividades, la Vía Ferrata, en un gran tajo de estas cumbres. Alcanzamos el Mirador del Camorro, donde disfrutamos de unas preciosas vistas a la Sierra Horconera, la ermita de la Virgen de la Sierra, la Garganta de la Hoz, el pantano de Iznajar, Cuevas de San Marcos, Vadofresno, etc. al sur y la gigantesca Falla del Camorro al norte, nos deleitamos con un suculento bocata y aceitunas partidas de temporada, de la cosecha de Maolet, para continuar nuestra caminar.

A partir de aquí el marcado y balizado sendero que seguíamos empezó a empinarse hasta topar con un enorme tajo que salvamos gracias a una nueva escalinata (ya con un nivel más exigente y técnico), que nos llevó por un bonito senderillo muy empinado hasta la cumbre 811 m. Encontramos una cruz y un antiguo pozo de origen árabe.

Seguimos cresteando toda esta sierra hasta llegar a la enorme grieta (falla del Camorro), pasando una puerta metálica y a través de un pequeño cahorro continuar nuestro caminar, no sin antes haber perdido el sendero y tener que ejercitar nuestras dotes de escalada.

Alcanzamos un bonito puerto y abordamos el ascenso a la cumbre más alta de estas sierras, la que en los mapas se denomina Cuevas Altas, 906 m. desde aquí cogimos la ruta más recta que nos conduciría al coche que desde aquí divisamos, viéndonos metidos en un descenso complicado y peligroso que nos “encajonaria” en un enorme tajo. Vuelta atrás y a dar un rodeo que nos retrasó un buen rato, para por fin y después de un duro caminar alcanzar nuestro ansiado destino.

Merecido refrigerio en Cabra y  “a comer arroz con voces”.

JoseA Espejo

 

Deja un comentario

diez − 6 =

Download Premium Magento Themes Free | download premium wordpress themes free | giay nam dep | giay luoi nam | giay nam cong so | giay cao got nu | giay the thao nu

¡venga!

Animate a recibir buenos post

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar tu navegación, adaptarse a tus preferencias y realizar labores analíticas. Al continuar navegando aceptas nuestra política de cookies.